Edición Aguascalientes

Edición Guanajuato

Edición Monterrey




La pintura de color blanco se ha utilizado históricamente en la envolvente de edificios y casas para combatir el sofocante calor de verano. Sus propiedades físicas reflectantes, garantizan una menor absorción de calor y a su vez, una mayor reflectancia lumínica.

También se ha demostrado que pintar las calles de blanco, aporta beneficios a las ciudades. Y con el crecimiento exponencial de las urbes y el cambio climático pisándonos los talones, sabemos que debemos de cambiar de mentalidad en todos los ámbitos, y por supuesto, el sector de la construcción y la arquitectura no se puede quedar atrás.
Pero… ¿Qué pasa si los edificios o coches, nunca se calentaran por su envolvente? ¿Qué pasaría si tenemos una pintura blanca que puede mantener las superficies frías? ¿Y si la pintura pudiera «enfriar un edificio» lo suficiente como para no necesitar aire acondicionado?

Los ingenieros de la Universidad de Purdue han desarrollado una pintura blanca que puede mantener todas las superficies frías, concretamente, hasta los -7.778°C más frías que su entorno, pero sin consumir energía. La «pintura súper blanca» refleja el 95,5% de la luz solar e irradia eficientemente el calor.

Según los investigadores, la pintura reemplazaría la necesidad de aire acondicionado en muchos edificios al conseguir que no varié  la temperatura de la superficie pintada en la envolvente del edificio al no absorber casi ninguna energía solar.

Con envolventes de edificios a temperaturas más bajas en verano, se podría disminuir la utilización del aire acondicionado, y por ende, menos consumo energético. Sin contar, con las múltiples aplicaciones que se podrían practicar en las ciudades para disminuir de forma contundente la afamada «isla de calor». Una problemática importante que tiene repercusiones nefastas en la salud de los ciudadanos.

Para probar la eficacia de esta nueva pintura blanca, los investigadores de Purdue tomaron imágenes de una cámara infrarroja comparando su producto, con una pintura blanca normal en un tejado. Los resultados… ¡Impresionantes!

La imagen de la cámara de infrarrojos muestra que la «pintura blanca de refrigeración» desarrollada por los investigadores puede mantenerse más fría bajo la luz directa del sol, en comparación con la otra pintura estándar.

Las pinturas comerciales que actualmente podemos comprar reflejan sólo entre 80%-90% de la luz solar y no pueden alcanzar temperaturas inferiores a las de su entorno. La nueva pintura blanca creada por los investigadores refleja el 95,5% de la luz solar e irradia eficientemente el calor infrarrojo.



Los investigadores consideraron más de 100 combinaciones de materiales diferentes, las redujeron a 10 y probaron unas 50 formulaciones diferentes para cada material. Consiguiendo una formulación realizada con carbonato de calcio, una sustancia muy abundante en la naturaleza que se encuentra comúnmente en las rocas y en las conchas marinas.

Este compuesto, utilizado como relleno en la pintura, permitió que la formulación se comportará esencialmente igual que la pintura blanca comercial, pero con propiedades de refrigeración muy mejoradas.

El carbonato cálcico casi no absorbe los rayos ultravioletas como resultado de su estructura atómica. También tienen una alta concentración de partículas de diferentes tamaños, lo que permite dispersar un mayor rango de longitudes de onda.

Según las estimaciones de los investigadores, esta pintura sería más barata de producir que su alternativa comercial y podría ahorrar alrededor de un dólar por día desde la perspectiva de climatización, que se habría gastado en aire acondicionado, para una casa de aproximadamente 100 m2 de superficie.

Obviamente, el utilizar menos energía en los hogares nos beneficia a todos, desde nuestro bolsillo hasta menos emisiones de dióxido de carbono que son beneficios palpables para el medio ambiente.


El índice de verticalización a nivel nacional promedio de 2017 a 2020 se ha mantenido oscilando entre 40% y 43%, lo que representa una verticalización moderada. Sin embargo, aunque esto representa un panorama general, también se debe considerar el rango que toma el índice, con un máximo de alrededor de 70% que corresponde a ciertas zonas altamente verticalizadas de la Ciudad de México y mínimos de 3-4% para zonas muy horizontales en ciudades más pequeñas del interior de la república donde existe oferta de vivienda vertical nueva.

Como puntos de referencia se tienen los 5 principales boroughs conurbados de la ciudad de Nueva York y el municipio de Barcelona con una verticalización de 72%, y en contraste se observa que para la misma ciudad de Nueva York el índice promedio disminuye a 49% si incluimos la zona metropolitana extendida (NYC Greater Metropolitan Area).
Según datos de 4S Real Estate, pionero en Latinoamérica en el desarrollo de metodologías para el entendimiento de la demanda, esta capacidad estratégica permite identificar necesidades desatendidas en el mercado.

Como parte del análisis de la demanda vertical, 4S Real Estate creó el índice de verticalización de la demanda. Este índice mide la disposición del público de los segmentos A, B, C+ por considerar la posibilidad de adquirir vivienda vertical.

En su más reciente estudio, se muestre el índice para las 18 ciudades empleadas en la muestra, destacando el mínimo, máximo y promedio del para cada una de ellas.

Debido a la contingencia provocada por la Covid-19 se detecta que algunas personas en búsqueda de una vivienda decidieron posponer su decisión de compra, principalmente en ciudades como Mérida, San Luis Potosí, Ciudad de México y Puebla, entre otras. El tiempo pospuesto para retomar la decisión de compra puede llegar a ser de hasta 12 meses o incluso de forma indefinida.

Por otra parte, no se detecta una variación en el presupuesto considerado para la compra del inmueble antes y durante la contingencia sanitaria, asimismo se muestra una preferencia similar en cuanto a los M2 buscados. Previo a la pandemia se encuentra que las personas solían recibir visitas hasta 4 veces al mes y principalmente se reunían en la sala.

El estudio, también demuestra que, un departamento necesariamente tiene menos área que una casa. Se valora más la ubicación sobre una mayor área total.
Un área de home office inadecuado es el mayor punto de dolor. No obstante, en conjunto la ubicación es lo de mayor importancia. Pese a que la restricción de proximidad supondría una disminución en el interés en las amenidades, se mantiene como un principal factor de interés para la compra.

La importancia de la terraza y balcón sugieren retos importantes dado las limitaciones en presupuesto de los prospectos.

Facebook

Edición Aguascalientes

Edición Guanajuato

Edición Monterrey

Proyectos Arquitectonicos

¡Norman Foster, un arquitecto “fuera de serie”!

¡Norman Foster, un arquitecto “fuera de serie”!

Norman Robert Foster es uno de los arquitectos más reconocidos a nivel mundial, fue galardonado con el premio Pritzker en 1999 y el Premio Príncipe de Asturias de las Artes...



La pintura de color blanco se ha utilizado históricamente en la envolvente de edificios y casas para combatir el sofocante calor de verano. Sus propiedades físicas reflectantes, garantizan una menor absorción de calor y a su vez, una mayor reflectancia lumínica.

También se ha demostrado que pintar las calles de blanco, aporta beneficios a las ciudades. Y con el crecimiento exponencial de las urbes y el cambio climático pisándonos los talones, sabemos que debemos de cambiar de mentalidad en todos los ámbitos, y por supuesto, el sector de la construcción y la arquitectura no se puede quedar atrás.
Pero… ¿Qué pasa si los edificios o coches, nunca se calentaran por su envolvente? ¿Qué pasaría si tenemos una pintura blanca que puede mantener las superficies frías? ¿Y si la pintura pudiera «enfriar un edificio» lo suficiente como para no necesitar aire acondicionado?

Los ingenieros de la Universidad de Purdue han desarrollado una pintura blanca que puede mantener todas las superficies frías, concretamente, hasta los -7.778°C más frías que su entorno, pero sin consumir energía. La «pintura súper blanca» refleja el 95,5% de la luz solar e irradia eficientemente el calor.

Según los investigadores, la pintura reemplazaría la necesidad de aire acondicionado en muchos edificios al conseguir que no varié  la temperatura de la superficie pintada en la envolvente del edificio al no absorber casi ninguna energía solar.

Con envolventes de edificios a temperaturas más bajas en verano, se podría disminuir la utilización del aire acondicionado, y por ende, menos consumo energético. Sin contar, con las múltiples aplicaciones que se podrían practicar en las ciudades para disminuir de forma contundente la afamada «isla de calor». Una problemática importante que tiene repercusiones nefastas en la salud de los ciudadanos.

Para probar la eficacia de esta nueva pintura blanca, los investigadores de Purdue tomaron imágenes de una cámara infrarroja comparando su producto, con una pintura blanca normal en un tejado. Los resultados… ¡Impresionantes!

La imagen de la cámara de infrarrojos muestra que la «pintura blanca de refrigeración» desarrollada por los investigadores puede mantenerse más fría bajo la luz directa del sol, en comparación con la otra pintura estándar.

Las pinturas comerciales que actualmente podemos comprar reflejan sólo entre 80%-90% de la luz solar y no pueden alcanzar temperaturas inferiores a las de su entorno. La nueva pintura blanca creada por los investigadores refleja el 95,5% de la luz solar e irradia eficientemente el calor infrarrojo.



Los investigadores consideraron más de 100 combinaciones de materiales diferentes, las redujeron a 10 y probaron unas 50 formulaciones diferentes para cada material. Consiguiendo una formulación realizada con carbonato de calcio, una sustancia muy abundante en la naturaleza que se encuentra comúnmente en las rocas y en las conchas marinas.

Este compuesto, utilizado como relleno en la pintura, permitió que la formulación se comportará esencialmente igual que la pintura blanca comercial, pero con propiedades de refrigeración muy mejoradas.

El carbonato cálcico casi no absorbe los rayos ultravioletas como resultado de su estructura atómica. También tienen una alta concentración de partículas de diferentes tamaños, lo que permite dispersar un mayor rango de longitudes de onda.

Según las estimaciones de los investigadores, esta pintura sería más barata de producir que su alternativa comercial y podría ahorrar alrededor de un dólar por día desde la perspectiva de climatización, que se habría gastado en aire acondicionado, para una casa de aproximadamente 100 m2 de superficie.

Obviamente, el utilizar menos energía en los hogares nos beneficia a todos, desde nuestro bolsillo hasta menos emisiones de dióxido de carbono que son beneficios palpables para el medio ambiente.


El índice de verticalización a nivel nacional promedio de 2017 a 2020 se ha mantenido oscilando entre 40% y 43%, lo que representa una verticalización moderada. Sin embargo, aunque esto representa un panorama general, también se debe considerar el rango que toma el índice, con un máximo de alrededor de 70% que corresponde a ciertas zonas altamente verticalizadas de la Ciudad de México y mínimos de 3-4% para zonas muy horizontales en ciudades más pequeñas del interior de la república donde existe oferta de vivienda vertical nueva.

Como puntos de referencia se tienen los 5 principales boroughs conurbados de la ciudad de Nueva York y el municipio de Barcelona con una verticalización de 72%, y en contraste se observa que para la misma ciudad de Nueva York el índice promedio disminuye a 49% si incluimos la zona metropolitana extendida (NYC Greater Metropolitan Area).
Según datos de 4S Real Estate, pionero en Latinoamérica en el desarrollo de metodologías para el entendimiento de la demanda, esta capacidad estratégica permite identificar necesidades desatendidas en el mercado.

Como parte del análisis de la demanda vertical, 4S Real Estate creó el índice de verticalización de la demanda. Este índice mide la disposición del público de los segmentos A, B, C+ por considerar la posibilidad de adquirir vivienda vertical.

En su más reciente estudio, se muestre el índice para las 18 ciudades empleadas en la muestra, destacando el mínimo, máximo y promedio del para cada una de ellas.

Debido a la contingencia provocada por la Covid-19 se detecta que algunas personas en búsqueda de una vivienda decidieron posponer su decisión de compra, principalmente en ciudades como Mérida, San Luis Potosí, Ciudad de México y Puebla, entre otras. El tiempo pospuesto para retomar la decisión de compra puede llegar a ser de hasta 12 meses o incluso de forma indefinida.

Por otra parte, no se detecta una variación en el presupuesto considerado para la compra del inmueble antes y durante la contingencia sanitaria, asimismo se muestra una preferencia similar en cuanto a los M2 buscados. Previo a la pandemia se encuentra que las personas solían recibir visitas hasta 4 veces al mes y principalmente se reunían en la sala.

El estudio, también demuestra que, un departamento necesariamente tiene menos área que una casa. Se valora más la ubicación sobre una mayor área total.
Un área de home office inadecuado es el mayor punto de dolor. No obstante, en conjunto la ubicación es lo de mayor importancia. Pese a que la restricción de proximidad supondría una disminución en el interés en las amenidades, se mantiene como un principal factor de interés para la compra.

La importancia de la terraza y balcón sugieren retos importantes dado las limitaciones en presupuesto de los prospectos.