Revista Digital





El interés de los desarrolladores por invertir, el espacio disponible y la probable conexión, impulsan el precio de terrenos cercanos a la obra.

En los predios ubicados a 10 o 15 kilómetros de la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM), el costo promedio por metro cuadrado pasó de 10,000 a 13,000 pesos en más de un año, precio similar al de condominios en la delegación Cuauhtémoc, revela un análisis de Century 21 Magnus.

También en los últimos cuatro años, la plusvalía en municipios como San Mateo Atenco, Metepec y Zumpango aumentó entre 40 y 300%, sobre todo en lugares cercanos al trazo del Tren Interurbano México-Toluca.

Las grandes obras de infraestructura encarecen el precio de los terrenos, lo que "tendrá un efecto mixto en la plusvalía de las zonas de influencia conforme se vaya acercando su conclusión", apunta el socio líder de asesoría en Infraestructura de KPMG México, Ignacio García de Presno.

El alza, agrega, se debe al interés de los desarrolladores inmobiliarios por invertir en las zonas, la disponibilidad de terrenos y a la conectividad con las nuevas vialidades.

La repercusión de las grandes obras en el valor de las propiedades será notorio en dos años.

"Estos proyectos son de mediano y largo plazos. Conforme avancen las obras crecerá la demanda de espacios para vivienda, comercio e industria", la presidenta de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (Ampi), afirma Beatriz Gamboa.

El compromiso del gobierno federal es que el Tren Interurbano entre en operación el próximo año, en tanto que el Nuevo Aeropuerto, en 2020, y la ampliación del puerto de Veracruz, otra de las grandes obras, estará lista para 2024.

La presidenta de la Comisión de Vivienda de la Asamblea Legislativa de la Ciudad de México, Dunia Ludlow, destaca que ante el efecto que estos proyectos tendrán en el aumento en la demanda de espacios y sus precios, los legisladores trabajan en el Programa General de Desarrollo Urbano de la Ciudad de México y sus leyes secundarias.

"Los principales retos del programa, que deberá estar listo en octubre de 2017, son dejar claro el marco normativo y los costos de suelo, así como sistematizar y transparentar los procedimientos y trámites para cerrar el paso a la corrupción", comenta.

El reto de los legisladores es la transparencia del programa, ya que según alerta García Fresno, de KPMG, el riesgo de hacerlo mal es que en lugar de fomentar un desarrollo ordenado para la ciudad, genere riesgos, áreas inseguras y especulación.

Con grandes obras o sin ellas, el apetito de inversionistas se mantiene pese a los altos precios, agrega la presidenta de la AMPI.

Fuente: http://www.obrasweb.mx

Facebook

Revista Digital

Proyectos Arquitectonicos

Centro de aprendizaje de la Universidad de Kingston / Grafton Architects

Centro de aprendizaje de la Universidad de Kingston / Grafton Architects

Arquitectos: Grafton Architects Ubicación: Londres, Reino Unido  Área: 9,400 m2 Año Proyecto: 2020 Construcción: Willmott Dixon Fotografía: Ed Reeve y Dennis Gilvert  El proyecto se trata de un edificio de enseñanza para la Universidad de Kingston...




El interés de los desarrolladores por invertir, el espacio disponible y la probable conexión, impulsan el precio de terrenos cercanos a la obra.

En los predios ubicados a 10 o 15 kilómetros de la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM), el costo promedio por metro cuadrado pasó de 10,000 a 13,000 pesos en más de un año, precio similar al de condominios en la delegación Cuauhtémoc, revela un análisis de Century 21 Magnus.

También en los últimos cuatro años, la plusvalía en municipios como San Mateo Atenco, Metepec y Zumpango aumentó entre 40 y 300%, sobre todo en lugares cercanos al trazo del Tren Interurbano México-Toluca.

Las grandes obras de infraestructura encarecen el precio de los terrenos, lo que "tendrá un efecto mixto en la plusvalía de las zonas de influencia conforme se vaya acercando su conclusión", apunta el socio líder de asesoría en Infraestructura de KPMG México, Ignacio García de Presno.

El alza, agrega, se debe al interés de los desarrolladores inmobiliarios por invertir en las zonas, la disponibilidad de terrenos y a la conectividad con las nuevas vialidades.

La repercusión de las grandes obras en el valor de las propiedades será notorio en dos años.

"Estos proyectos son de mediano y largo plazos. Conforme avancen las obras crecerá la demanda de espacios para vivienda, comercio e industria", la presidenta de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (Ampi), afirma Beatriz Gamboa.

El compromiso del gobierno federal es que el Tren Interurbano entre en operación el próximo año, en tanto que el Nuevo Aeropuerto, en 2020, y la ampliación del puerto de Veracruz, otra de las grandes obras, estará lista para 2024.

La presidenta de la Comisión de Vivienda de la Asamblea Legislativa de la Ciudad de México, Dunia Ludlow, destaca que ante el efecto que estos proyectos tendrán en el aumento en la demanda de espacios y sus precios, los legisladores trabajan en el Programa General de Desarrollo Urbano de la Ciudad de México y sus leyes secundarias.

"Los principales retos del programa, que deberá estar listo en octubre de 2017, son dejar claro el marco normativo y los costos de suelo, así como sistematizar y transparentar los procedimientos y trámites para cerrar el paso a la corrupción", comenta.

El reto de los legisladores es la transparencia del programa, ya que según alerta García Fresno, de KPMG, el riesgo de hacerlo mal es que en lugar de fomentar un desarrollo ordenado para la ciudad, genere riesgos, áreas inseguras y especulación.

Con grandes obras o sin ellas, el apetito de inversionistas se mantiene pese a los altos precios, agrega la presidenta de la AMPI.

Fuente: http://www.obrasweb.mx
×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 345